20 feb. 2017

En 1987 conocí las canciones de Silvio, ahora las pinto

Desde hace años quiero hacer una serie de cuadros de 20 x 20cm dedicados a frases de canciones latinoamericanas, en especial de Silvio Rodríguez, la primera frase es: "La era está pariendo un corazón", así es el boceto de lo que ya estoy pintando...


Casi estoy seguro que fue en 1987 cuando escuché por primera vez a Silvio, por lo menos con conciencia, y "Te doy una canción" fue el primer tema. Junto a Silvio conocí también la música de Pablo Milanés o de Mercedes Sosa.


Las siguiente canciones que también estoy ilustrando son "Días y flores" y "Sueño con serpientes".


Cuando viví en Puebla, y mientras estudiaba durante horas y horas para sacar el último año de bachillerato, escuchaba a Silvio en radio BUAP, la radio universitaria, y lo mejor de lo mejor es que por las tardes había una hora dedicada íntegramente a Silvio, ponían sus canciones, versiones curiosas, grabaciones caseras y contaban anécdotas.

Ahí fue donde conocí la grabación casera de una de sus piezas que más me han impresionado y conmovido, su tetralogía: "Exposición de mujer con sombrero" cuatro canciones que en realidad son como cuatro pinturas, una especie de políptico, la más famosa de ellas es la de "Óleo de mujer con sombrero" pero por fin en su último disco grabó las cuatro, y son maravillosas.





7 feb. 2017

Shinrin-yoku y el canto del Cenzontle


Atahualpa Yupanqui decía: "La guitarra antes fue árbol, y en el árbol cantaban los pájaros, antes de ser guitarra ya sabía la madera del canto".

Esa fue la razón por la que pinté un Cenzontle, arriba del árbol, y lo hice como lo representaban Los Purepechas. Ese árbol no sé si será guitarra, pero como si lo fuera.



Hace unos años supe que esa maravillosa sensación que sentimos al pasear entre los árboles, se llama Shinrin-yoku, es algo así como un baño de bosque, y resulta que es muy bueno para la salud.


Propiamente es un baño de carballo, un árbol muy gallego y que últimamente he pintado mucho.


El cuadro lo hice con la intención de convertirlo en postales, quedó una especie de díptico de postales, donde una es horizontal y la otra vertical.


Las postales fueron recompensas de Verkami del proyecto de Besos de árbol de Marthazul y ahora se pueden comprar en la web para apoyar en el apartado de "tienda" del mismo blog.

Para estar cerca de los árboles mejor descalzo.

Shinrin-yoku y el canto del Cenzontle, acrílico sobre tela.



26 ene. 2017

O teu camiño


O teu camiño es una pintura que nos encargaron a Marthazul y a mi, para una futura graduada de Historia del Arte. 

Decidimos hacerle una pintura que al mismo tiempo fuera una especie de libro desplegable, con una línea del tiempo de la que surgiera o brotaran algunos de sus gustos y vivencias, con los buenos deseos hacia ella de la gente que le rodea.


Para trabajarla hicimos una línea multicolor con espátula y pintura.


Poco a poco, fuimos haciendo brotar todos los elementos de la composición, de su historia.


Los símbolos le pertenecen a la caminante. El libro es y será el que ella se escriba.






Como cualquier libro, debía tener una portada y eso hicimos.




O TEU CAMIÑO lo abres tú...

5 ene. 2017

Vamos a dar una vuelta al cielo


La frase "Vamos a dar la vuelta al cielo" de la canción "Nubes" de Caifanes, es poderosísima, porque es un hipotético viaje de por lo menos dos personas a ver aquello que es eterno y que se supone que está en el cielo, entre las nubes. Siguiendo la tradición Católica, o Mexica. No lo sé... 

"Vamos a dar una vuelta cielo" es un frase evocadora, muy significativa para nuestra generación y más allá.


Porque dar una vuelta significa ir para más tarde volver a casa.


Así pinté lo que escuché.

"Vamos a dar la vuelta al cielo", acrílico sobre tela, 20 x 20cm

17 nov. 2016

Pintando tornados y aerolitos que son María Sabina

Hace años leí un libro de buen tamaño sobre el movimiento hippie, la guerra de Vietnam, el rock, la migración de jóvenes gringos a México y de todo lo que significó, incluyendo los viajes de Lennon en busca de María Sabina, y por supuesto la famosísima canción de Let it be, donde habla de ella. El planteamiento era que el movimiento hippie terminó con la guerra de Vietnam. En fin... Disfruté mucho del libro y aprendí un montón, al punto que Valeriano, mi profesor de sociología me llevaba a todos sus grupos a que diera charlas sobre los hippies. 

Pues la imagen de María Sabina me atrapó desde entonces. Tuve una camiseta con estos cantos:

Cantos de María Sabina
Soy mujer que hace tronar
Soy mujer que hace soñar
Soy mujer araría, mujer chuparrosa
Soy mujer águila, mujer águila dueña
Soy mujer que gira porque soy mujer remolino
Soy mujer de un lugar encantado, sagrado
Porque soy mujer aerolito.


Por eso sigo a vueltas con los tornados - remolinos, los aerolitos, los truenos y la magia.

Tornado de rosa, 20 x 20cm, acrílico sobre tela.



Tornado de rosa, todo lo remueve, todo lo gira, para ver todos los puntos de vista, para no quedarse quieto, para surcar volando el mar, después caer y darse un chapuzón.

Por eso María Sabina decía ser la mujer remolino.


Pero la imagen que más me intriga e inquieta es la de la María Sabina como mujer aerolito. He pintado tantas versiones de eso, y así me quedó la última que hice. 



Soy mujer aerolito6 x 33 cm, pintura acrílica sobre madera


Si quieres saber más sobre ella, puedes ver el documental Maria Sabina "Mujer Espíritu".

29 sep. 2016

Los Cocodrilos de San Blas



No era la primera vez que veía Cocodrilos, hace muchos años viajando en lancha por La Tovara, vi sus cabezas asomadas sobre el agua confundiéndose con ramas o troncos. Incluso unos años después, en una ocasión nadando en el ojo de agua que hay al final del paseo de La Tovara, unos cocodrilos se colaron en la zona de nadadores y todxs tuvimos que salir del agua saltando como ranas.

Lo que no sabía era que había un mirador rumbo a San Blas, en el que los cocodrilos toman el sol y dejan alimentarse por la gente que pasa por ahí. Fue impresionante, los vimos muy muy cerca, puedes ver a la perfección sus colmillos, su piel, sus movimientos en tierra y sobre el agua.  Puedes ver al completo su hocico, ya que les gusta quedarse quietos con la boca abierta.

Cuando volvimos a Galicia, aproveché un lienzo en el que había hecho unas manchas, y a partir de las manchas que había, comencé a poner la copiosa vegetación nayarita, después el arenal, el agua y los cocodrilos que nos dejaron tan impresionados.

San Blas, en Nayarit, es todo aroma, todo sabor. Siempre que he estado ahí, he sido feliz.  

Si vas, no olvides mirar al cielo.

Los Cocodrilos de San Blas, acrílico sobre tela, primavera del 2016. Si te gusta y lo quieres puedes comprarlo aquí.

Foto de los cocodrilos a la orilla del estero, desde el mirador que hay en la carretera rumbo a San Blas.

14 sep. 2016

Carta Cristina

Nos encargaron a Marthazul y a mi una pintura-ilustración para celebrar un acontecimiento muy especial: Había que celebrar la aprobación legal de un nuevo nombre. 

Como había nuevo nombre y el regalo sería para una experta en el tarot, nos pareció buena idea que la ilustración fuera una nueva carta, una mezcla de las mejores cartas según nuestro criterio.

Junto a la ilustración original, incluimos una explicación de cada elemento, aprovechando la contra de la portada de la carpeta de cartón que hicimos para proteger la carta.







Carta Cristina, acrílico sobre papel.
Marthazul y A. Metztli,  2015.


Sobra decir lo poderoso que son ciertos símbolos como la estrella, el pentágono, el mundo, el árbol, las alas, unos girasoles a cada lado y un cielo de día. Intentamos agrupar nuestros mejores deseos en una ilustración.