12 jul. 2010

El Principito

Tinta de chopo con tinta china sobre papel

Este mes hace 110 años que nació Antoine de Saint Exeupery, autor de un libro sencillo, poético, profundo y poderoso, escrito e ilustrado para comunicarse principalmente con los niños. Una historia llena de encanto con unos dibujos hechos también por el autor e igualmente sencillos y expresivos.

El principito fue el primer libro que leí, a la edad diez u once años. Lo disfruté mucho, me encantó, vi una y otra vez sus dibujos, quería descifrarlos. Me intrigaban tanto, que no entendía cómo alguien podía pasarse todo el tiempo sentado en un trono reinando a las estrellas o apagando y encendiendo una farola. Recuerdo que me confundía un poco y en ocasiones creía que verdaderamente se había aparecido en aquel rincón africano ese pequeño niño con traje de príncipe.

Me gusta que el autor nos hable a nosotros, confía en nosotros, nos cuenta su secreto y nos pide que si pasamos por aquel sitio de África dibujado en una de las páginas del libro y llegamos a encontrarnos al Principito le avisemos inmediatamente.

Lo escribió en momentos muy difíciles de la historia contemporánea, en plena II Guerra Mundial, sin embargo pudo crear algo tan brillante, inocente, y tan lleno de amor.

Es un gran ejemplo de optimismo, que por cierto, en estos tiempos, viene bien.

Supongo que cuando el adulto de hoy mira al cielo, sin que nadie se dé cuenta, y pide ganarse el melate o el bonoloto, o cuando el adolescente desea con todas sus fuerzas que la chica o el chico que le gusta le haga caso, o cuando el hombre de campo prepara las parras esperando que haya muchos racimos con buenas uvas, todos somos un poco el Principito, deseando y diciendo - píntame un cordero -.



2 comentarios:

ella(s) dijo...

Un libro hermoso, de esos a los que uno vuelve cuando tiene sed, justo ahora viene a mi mente la frase del principito que lo contiene todo: "yo soy responsable de mi rosa" y aquel momento en el que hablando con el geógrafo se da cuenta de que su rosa es efímera...

Augusto Metztli dijo...

Es interesante saber qué parte recuerda cada uno del libro del Principito, siempre se descubre algo. Saludos