19 may. 2008

La constelación de su espalda



Este cuadro se lo pinté a Marta.

En su lado izquierdo está su pasado, ese que junto con nuestros sueños y nuestros instantes nos hace lo que somos y lo que va dejándonos en los corazones de la gente, detrás de ella el gran corazón misterioso como es y será por siempre el de ella y el de todas las mujeres.


Arriba en la esquina acurrucado en la luna estoy yo, viendo y disfrutando todo aquello que ella me da.

En la espalda de Marta, sus lunares en los que intento agrupar formas, como si fueran constelaciones*. Lo que quiero decir es que después de un año, descubrí cada una de las estrellas de su espalda, ahora les pondré nombre, aprenderé sus tiempos, les inventaré historias. Y en su momento descubriré la natural, precisa y universal conexión que hay entre ellas y que dan forma a la constelación de la dueña del hogar.


*Para conocer las agrupaciones de estrellas, sus movimientos y los tiempos que señalan; supongo que requirió de muchos años y generaciones dedicadas a verlas y descifrarlas. Mucho después de hacer eso, las agruparon, les dieron forma y las convirtieron en historias, dioses y héroes.



2 comentarios:

Anónimo dijo...

Gracias, no dejas de sorprenderme (desde que amaneció...)

Te quiero mucho, MA.

EDGAR dijo...

BUENO PUES FLACO TU COMO SABES TANTO DE LAS CONSTELACIONES PUES